0 / 7
Tendencias UX para cuidar de verdad la experiencia de usuario

Tendencias UX para cuidar de verdad la experiencia de usuario

23 junio 2019

Categoría: Web

Vivimos en una sociedad regida por la economía de la atención. Hace ya años que parece haberse impuesto un nuevo modelo de negocio que es consciente de que más que atacar la cartera de las personas, es más lucrativo conseguir su atención permanente.

La atención de las personas es un bien preciado, por escaso y por lo que supone conseguir cuota de atención en un contexto en el que compiten muchas marcas en todos los sectores y en el que cuesta mucho diferenciarse.

Es frecuente, para conseguir la atención del usuario, aplicar en UX aprendizajes extraídos de sectores que viven de capturar esa atención y no soltarla, como es el caso del gaming, y especialmente en los dispositivos móviles.

Sin embargo, las tendencias UX más efectivas son aquellas que, además de centrarse en captar la atención del usuario, tienen un sentido, un propósito y están concebidas con el objetivo de satisfacer de verdad sus necesidades y proporcionar la mejor experiencia posible, no solo para mantener perpetuamente su atención.

En este artículo repasamos las más significativas, agrupadas en función de estas características: reducir fricciones, apostar por el movimiento, incrementar la personalización y aprovechar las capacidades móviles.

Reducir fricciones

  • La claridad ante todo. Los usuarios buscamos experiencias de transiciones suaves o sin ellas; sin cargas perceptibles y sin grandes rupturas: este tipo de diseño es el que permite centrarse en el contenido y en los servicios que queremos dar a los clientes y que ellos están buscando. En ese sentido, los one-page site son una tendencia clara, como por ejemplo en este sitio web sobre sostenibilidad.
  • Priorización del contenido. La eliminación del ruido en las pantallas es clave cuando el 70% de las sesiones de navegación que realizamos son en móvil. La limpieza de los diseños y el minimalismo se imponen como tendencia para conseguirlo. Y en esa priorización del contenido tienen gran importancia los textos y la tipografía. Las palabras nunca han tenido más importancia que ahora, cuando son tan escasas: debemos poder ser precisos al máximo y ser eficaces en la comunicación con palabras que representen bien la voz de la marca. Y la misma importancia tiene la tipografía, con un impacto tremendo en cómo se percibe el contenido.
  • Interfaces de voz: hablando de palabras, el protagonista ahora es el cliente. Hay vida más allá de Siri y los asistentes de Google o Amazon. Como cada vez los clientes vamos a estar más familiarizados con interactuar mediante la voz, los sitios web pueden aprovecharlo para empezar a crear experiencias sin pantalla basadas en la voz.
  • Progressive disclosure. Desplegar el contenido progresivamente, solo a medida que el usuario lo va necesitando, es otra tendencia UX. El mejor ejemplo es el menú de ajustes de nuestros móviles, pero este concepto es aplicable a muchas otras experiencias.

Movimiento

Las animaciones, el movimiento, han llegado para quedarse. Los contenidos estáticos y en los que "no ocurre nada" son garantía de una experiencia pobre y alejada de lo que los consumidores esperamos.

Eso sí, en el conocimiento de las personas que diseñan estas experiencias está la parte más difícil. Las animaciones "porque sí" son también una receta para el fracaso: estas animaciones deben tener un propósito y sentido que las haga útiles además de atractivas.

Las ilustraciones, también animadas, son otra tendencia clara en UX. Cada vez son más frecuentes y utilizadas por ejemplo en páginas de confirmación y error.

Por último, en este apartado no podemos olvidarnos de las experiencias a toda pantalla y del vídeo. Ambos son recursos muy utilizados para maximizar el alcance comunicativo de cualquier mensaje en cualquier tipo de pantalla, pero, una vez más, especialmente en pantallas móviles.

Personalización avanzada

El marketing tiende a la personalización, y las tendencias UX también se ajustan a este patrón. Los avances que permiten la Inteligencia Artificial y el Machine Learning pueden ser aprovechados en el diseño de experiencias de usuario más relevantes.

La Inteligencia Artificial y el Machine Learning ya tienen un efecto creciente en ecommerce, pero lo van a tener en todas las experiencias de usuario, con gran uso por ejemplo del diseño anticipatorio en función del comportamiento previo del usuario.

El diseño emocional, que ayuda a conectar con las emociones de las personas con las que nos estamos comunicando, también forma parte este tendencia a la personalización entendida no solo como customización de contenidos y experiencia en función de intereses, sino de hacer que la comunicación a través de dispositivos sea más humana.

La realidad aumentada es una tendencia que ya ha llegado y cuyo uso se incrementará con el tiempo, ya que contribuye a la personalización al hacer al usuario protagonista.

Capacidades móviles

Como ya hemos mencionado antes en el artículo, los móviles son el dispositivo por excelencia con el que nos relacionamos con otras personas, marcas, etc. Por ello, hacer uso de las capacidades que se están estandarizando en el entorno mobile nos ayudará a crear mejores experiencias.

Es el caso de la funcionalidad Face id, adaptada cada vez más por la banca y otros sectores como forma segura de identificación o de las diversas funcionalidades que existen para pago con el móvil. Estas experiencias, pensadas para móvil, permiten solventar con éxito "momentos de la verdad" importantes y convertirlos en un acto rutinario.

El uso de gestos específicos de los dispositivos móviles o pantallas interactivas también ofrece grandes posibilidades para generar experiencias de usuario potentes. En este caso es importante que el usuario tenga claro en cada punto del proceso los gestos que puede hacer.

Hemos querido condensar en este artículo las principales tendencias UX de 2019, teniendo en cuenta la prevalencia del uso de móviles y la necesidad de ofrecer las mejores experiencias de usuario en un entorno siempre cambiante y exigido.

Comparte

Tendencias UX para cuidar de verdad la experiencia de usuario